Noticias

Apple TV+ tras seis meses: lo bueno y lo malo

Aunque añade contenido original cada mes, la oferta de la que dispone está muy lejos de ser atractiva.

El 1 de Noviembre de 2019 AppleTV+ se lanzó de manera oficial en una gran cantidad de países de medio mundo. Ya conocíamos con anterioridad el catálogo con el que se presentaría la nueva plataforma de Apple, pero aspectos como la interfaz o la navegación estaban todavía pendientes del escrutinio general. En esos 7 meses que lleva en funcionamiento, el servicio no solo no ha resuelto sus carencias iniciales, sino que ha añadido más confusión al usuario medio, algo que impide disfrutar del contenido como en cualquier otra plataforma de streaming.

Aunque las expectativas nunca fueron muy altas, visto el escaso material que tendría en el lanzamiento, la apuesta de Apple por un nuevo sector (el de la creación de contenido original) dio alas a la especulación sobre lo que podríamos esperar de una empresa tan grande en un mercado tan nuevo para ellos. La promesa de que cada mes llegarían nuevas producciones originales que irían ampliando la oferta de contenidos, la certeza de que la calidad sería el eje central sobre el que pivotaría la estrategia de AppleTV+ y la enorme cantidad de usuarios que disfrutarían de la plataforma desde el principio, eran motivos para la esperanza. Si Apple consiguió revolucionar el mundo de la música (con los iPod y iTunes), de los smartphones, de las tablets y por último de los wearables, mucha gente pensó que podrían hacer lo mismo con el streaming de video. Pero esto no ha sido así para nada, de hecho su imagen se ha deteriorado en cierta medida, puesto que han entrado de una forma muy discreta, conscientes quizás de que lo que presentaban no estaba a la altura de la competencia.

Seguramente Apple vuelva a revolucionar el mundo del hardware cuando lancen sus futuras Apple Glass (esas gafas de realidad aumentad que tienen en el horno), pero en lo que a contenidos se refiere no parecen tener la misma suerte. Apple Music no consiguió destronar a Spotify como la plataforma reina del streaming de la música y AppleTV+ no conseguirá destronar a Netflix y compañía como la reina del streaming de video. Al menos no lo hará si mantienen el rumbo tal y como lo han iniciado. Para poder plantarle cara a los grandes del sector tendrán que cambiar radicalmente el enfoque actual de la plataforma.

Qué esta mal en Apple TV+

Cuando uno entra en la aplicación de AppleTV+ se encuentra en un caos de contenidos propios y ajenos. La mezcla de lo que forma parte del catálogo del servicio, y de películas de iTunes Movies que están en servicio de alquiler o compra, es algo que genera confusión y enfado a partes iguales. Para compensar el escaso catálogo que tienen y para que la aplicación no resulte tan escasa en contenidos, Apple ha optado por añadir las principales películas de iTunes Movies dentro de AppleTV+, pero las añade a modo de escaparate, puesto que siguen siendo de pago y no forman parte del servicio “gratuito” de Apple. Un servicio que tiene un elevado coste de 6,99 € para todos aquellos que no hayan comprado un dispositivo con pantalla de Apple. Un coste demasiado alto teniendo en cuenta lo que ofrece la competencia. Ahí Prime Video y HBO son muchísimo mas baratos que AppleTV+ si atendemos a los inmensos catálogos de los que disponen y lo que cobran por ellos.

Navegar por el catálogo es la primera piedra con la que nos tropezamos al entrar en AppleTV+, pero no es la única. Tampoco ayuda nada que haya tantos nombres tan parecidos para cosas tan distintas. Apple cuenta con un reproductor multimedia para el hogar, el AppleTV. También esta el apartado AppleTV Channels, también llamado Canales, que aglutina contenidos de terceros donde podremos suscribirnos a otros servicios de streaming (como Starzplay o Noggin). Por último tenemos AppleTV+, dentro de la aplicación AppleTV+ con el acceso a esas suscripciones y a su propio catálogo de contenido original (el auténtico AppleTV+). Total; un lio.

El segundo gran escollo con el que nos encontramos es la concepción del catálogo y el enfoque a medio plazo que están teniendo. Que un nuevo servicio de streaming lance contenido original cada mes es ya lo normal en la industria del entretenimiento en la que vivimos. Netflix estrena todas las semanas varias series, películas y documentales propios. HBO hace algo parecido, pero dado que no tienen la capacidad de crear contenido original cada semana lo que hace es adquirir los derechos de emisión de contenidos para aumentar su catálogo con cantidad y calidad. Prime Video ha invertido miles de millones en nuevos contenidos originales (tienen su propio estudio de cine) y además esta constantemente adquiriendo licencias para tener en exclusiva nuevos contenidos para sus suscriptores. E incluso la última en llegar a la fiesta, Disney+, que contaba con un catálogo infinito de contenidos, ha optado por invertir miles de millones en nuevos contenidos originales que estrenar cada semana. Entonces, ¿por qué Apple parte con un catálogo tan escaso y por qué no añaden nuevos contenidos cada semana?. La respuesta es algo por lo que Apple es conocida de sobra, porque hacen las cosas a su manera. Son fieles a su propio estilo y quieren marcar su propio camino.

Dentro de unos años hablaremos de AppleTV+ (o como decidan renombrar el servicio para entonces, cosa que creo que harán) en otros términos. Mientras Apple siga siendo tan fuerte económicamente seguirán con el enfoque de crear su propio catálogo desde 0 y con unos estándares de calidad muy altos. Esta claro que han llegado para quedarse y también esta claro que son demasiado grandes como para librar una batalla a corto plazo contra una industria que les saca tanta ventaja. Su plan pasa por crear contenidos a su ritmo, priorizando la calidad frente a la calidad. De momento no van por buen camino, puesto que dentro de lo que ofrecen hay tantas sombras como luces. Tras 7 meses han estrenado series mediocres que no pueden competir contra otros estrenos similares de la competencia. El que pensara que en AppleTV+ solo iba a encontrar calidad será mejor que baje sus expectativas o acabará muy decepcionado.

En qué ha acertado Apple TV+

Pero no todo es malo en AppleTV+. Aunque navegar por su catálogo sea confuso, aunque haya producciones que no estén a la altura, aunque la cantidad de producciones sea muy limitada, hay motivos para el optimismo. El primero es que serán un rival a tener en cuenta para las demás empresas del streaming de video. Tener detrás a una de las mayores compañías tecnológicas del mundo es motivo mas que suficiente para que muchos creadores quieran formar parte de esta nueva plataforma. Apple apunta muy alto aquí y esta contratando a los mejores directores, escritores y actores del mundo. Los nombres importantes tienen un doble efecto, por un lado atraen la atención mediática y por otro suelen crear las grandes obras que luego acaban siendo imperecederas en el cine y la televisión.

También hay que reconocerle el mérito a AppleTV+ de estar creando muy buenos títulos. Destacan series como “The Morning Show”, “Little America” o “Ciclos”, documentales como “Visibilidad” y películas como “El banquero”, pero la lista no dejará de crecer a medida que lleguen más buenas historias de la mano de grandes equipos de creativos. Es casi imposible tener un catálogo lleno de joyas audiovisuales. HBO ha conseguido ser el referente en calidad después de décadas de duro trabajo y de lanzar muchas buenas series de por medio, pero su enfoque centrado en la excelencia es lo que les ha permitido sacar algunas joyas cada ciertos años. Este es en cierta medida el camino por el que va AppleTV+, que nos deleitará con algunas obras maestras dentro de un catálogo de buenas y mediocres series.

Qué podemos esperar de AppleTV+

Sin duda lo que tienen por delante es muy difícil. Para empezar tendrán que librarse de la mala imagen que esta creando un catálogo escaso, confuso y caro. Para seguir tendrán que ofrecer mas contenidos (aunque no sean de producción propia) y tendrán que depurar la navegación y el servicio íntegro que ofrecen. Y por último tendrán que diversificar sus contenidos para abarcar a todos los públicos posibles. Espero ver una sección KIDS en AppleTV+, otra solo con películas, otra con series, otra para documentales, etc.

Adquirir otro servicio de streaming y absorber su catalogo parece ya imposible a estas alturas. Apple quiere crear su propio camino, lo cual agradezco, y quiere hacerlo a su manera. El problema es que su forma de hacer las cosas es demasiado lenta con lo rápido que se mueve esta industria y la competencia. No me infunde ningún optimismo que tras varios años compitiendo con Spotify no hayan sabido estar a la altura, y hoy en día sigan tan lejos de los suecos en un sector tan llamativo como el de la música en streaming. Pero si algo ha demostrado Apple es que es capaz de hacer las cosas mejor que los demás, incluso cuando la mayoría no lo tenemos claro, ellos han sabido dirigir nuestras miradas hacia lo importante. Aunque Steve Jobs hace mucho que no está en la empresa algo de su espíritu todavía perdura y quizás ese algo especial sea suficiente para que veamos resurgir AppleTV+ como la gran alternativa que está llamada a ser para la industria del streaming de video.

Categorías:Noticias, Ocio

Tagged as: , ,

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s